Centro Martin Luther King

Los movimientos sociales americanos unidos por la integración de los pueblos

Representantes de diversos movimientos sociales de América Latina y el Caribe se encontraron en la mesa “Integración de los Pueblos” de las Jornadas Continentales por la Democracia y contra el Neoliberalismo este viernes 17 de noviembre en Montevideo, donde se entregó un contexto sobre cómo hoy los pueblos siguen resistiendo frente a las practicas capitalistas que buscan desvincular las luchas colectivas en el continente.

La mesa modera por Alejandra Laprea de la Arana Feminista, MMM- Venezuela y Ricardo Peidro de la CTA Argentina, entregó elementos centrales sobre la situación de integración actual y los desafíos que se plantean en un contexto de organización neoliberal y debilitamientos de las democracias progresistas.

Para Fernando Gambera, de la PIT-CNT Uruguay, una de las claves de la emancipación de los pueblos es la capacidad de integración que tengan los movimientos sociales y en ese sentido, abordó la experiencia del Mercosur, instancia que si bien nació “como una idea de gobiernos nefastos de América Latina, los movimientos sociales llegaron a la idea de creer en esa integración, que tomó peso y logró generar ciertas institucionalidades como el Foro Consultivo Económico Mercosur donde participaba el tercer sector y los empresarios”. Además, indicó, se crearon diversas instancia para ver los temas del trabajo junto a los sindicatos, experiencias que fueron relevantes en dicho momento.

Sin embargo, la integración se ha expresado fundamentalmente en experiencias de unidad de los movimientos sociales que no han estado exentas de retrocesos. Así lo señaló, Llanisca Lugo (Cuba) representante de las Jornada Continental por la Democracia y contra el Neoliberalismo, quien explicó que desde hace décadas el capitalismo ha fracturado esa posibilidad de integración de los pueblos a través de tratados de libres comercio, de los discursos nacionalistas reproducidos por los medios de comunicación que están en manos de las clases dominantes y de las religiones que avanzan masivamente en los países americanos, así como el paradigma de la individualidad, que también se expresa en la izquierda”. Sin embargo, sostuvo, son diversas las experiencias exitosas y una de ellas fue el triunfo contra el ALCA en donde los pueblos demostraron su capacidad de acción cuando se unen y organizan, indico Llanisca.

No obstante, a pesar de los pueblos latinos lograron derrocar el ALCA, hoy, el capitalismo sigue generando sus nefastas consecuencias contra los pueblos americanos a través de una de sus mayores expresiones como lo es el cambio climático, que solo este año con tres huracanes devastó ciudades y pueblos caribeños que aun no logran recuperarse.

Mario Molina del OSPAAAL, Capitulo Cubano Alba Movimientos, destacó que los pueblos del caribe “tenemos que estar conectados porque de igual manera sentimos el impacto de nuestras alianzas, que hoy nos sirven para recomponer nuestros pueblos después de los desastres naturales que vivimos”.

Así mismo, Molina indicó que actualmente se está coordinando la creación de un espacio de comunicación para la región para seguir avanzando en la integración continental, uno de los mayores desafíos de los países caribeños.

Sin duda que el contexto político actual americano donde las derechas avanzan y el golpe generado por Temer en Brasil puso en alerta a los movimientos sobre la precariedad de las democracias latinas y la necesidad de fortalecer la unidad y la solidaridad entre los pueblos. El Dr. Rosinha, Ex Alto Representante General del Mercosur, de Brasil, explicó que en Brasil “aun está en ejecución un golpe que fue preparado en laboratorio y que permitió el avance de los intereses norteamericanos”. “El golpe así como la elección de Macri en Argentina obliga a mirar la integración de los pueblos como un urgencia y tener en cuenta la imposición imperialista latente”, señaló.
El Dr. Rosinha destacó que el capitalismo financiero neoliberal quiere convencer a las personas que no hay alternativas ni otros caminos, en un afán de generar una resignación frente a la concentración de la riqueza y que frente a ese desafío lo principal es la organización popular. “Tenemos que ser la vanguardia y la retaguardia, tenemos que buscar y construir una utopía, radicalizar la democracia para construir una sociedad socialistas con los diversos ejemplos que hoy tenemos y que la historia nos ha demostrado. Debemos enfrentar el modelo con organización popular, reunirnos todos quienes tienen banderas proprias pero con problemas comunes: la ecología, la cuestión de género y feminismo,el racismo y la homofobia”, finalizó.

Última modificación: 20 de noviembre de 2017 a las 15:50
0
0
Hay 0 comentarios
captcha
Quiero ser notificado por email cuando haya nuevos comentarios.